Header Ads

La Nueva Ley de amnistía para militares venezolanos, nuevo plan contra régimen chavista




El acuerdo se introdujo ante la cámara el martes de la semana pasada, pero fue este martes cuando la Asamblea Nacional (AN) declaró formalmente a Nicolás Maduro usurpador del cargo de presidente de la República de Venezuela desde el pasado 10 de enero, fecha en la cual se juramentó ante el Poder Judicial.


Al hacer esta declaratoria, el Parlamento estableció también la nulidad de los actos y decisiones que emanan del régimen de Maduro y los funcionarios y ministros designados por él.

Aunque la declaración no incluyó formalidades como la impostura de Juan Guaidó, presidente del Parlamento, como presidente de la República, el diputado recordó que “este Parlamento nacional asume las competencias que le da la Constitución y asume los artículos 233, 333 y 350, que nos permiten avanzar claramente en el cese de la usurpación y la convocatoria a una elección libre”.

Estos artículos permiten la desobediencia civil e imponen a los ciudadanos el deber de defender la Constitución.

Es un hecho real que Guaidó no cuenta con el poder de facto de la Presidencia, ni en la práctica ejerce las funciones como tal, pero la Asamblea Nacional luce determinada en canalizar el apoyo de la comunidad internacional y a la búsqueda de 
mayor fuerza interna para forzar la salida de Nicolás Maduro.

En ese sentido, el cuerpo legislativo busca acercarse hacia las fuerzas militares y de seguridad del país de un modo distinto a lo ensayado por la oposición hasta ahora: ofreciendo aprobar pronto una ley de amnistía para aquellos funcionarios que se rebelen contra el poder que ejerce Maduro desde la Presidencia.

Guaidó reiteró que cuando funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia lo apresaron y poco después lo soltaron, constituyó una debilidad en la cadena de mando que demuestra que hay funcionarios dispuestos a desobedecer.

“(Maduro) Usurpa una banda que no lo hace presidente, usurpa símbolos, pero no lo hacen mandatario porque no tiene respaldo internacional, no tiene respaldo del pueblo de Venezuela (…) y porque desde el domingo no lo respetan sus organismos de seguridad porque saben que no protege a nadie. Y este Parlamento, cumpliendo su promesa, decreta hoy (este martes), a través de los acuerdos y la ley, la amnistía y la garantía a esos funcionarios que sí quieren ser protegidos por el imperio de la ley”, dijo Guaidó.

En la estrategia de potenciar el apoyo internacional con que cuenta –y quizá ponerlo a prueba–, el Parlamento pidió también a los gobiernos de 46 países (los integrantes del Grupo de Lima, de la Unión Europea, además de Estados Unidos, China, Turquía, Rusia y Emiratos Árabes) que congelen las cuentas y los activos del Estado venezolano en esos países, señalando que en este momento no hay representación legal de la Presidencia venezolana y, por lo tanto, no hay gobierno.

Al tiempo que la Asamblea tomaba estas medidas, Maduro, uniformado de verde oliva, se dirigió a la Fuerza Armada para dar inicio al año de conmemoración de los 200 años del Congreso de Angostura –que incluye ejercicios militares, a realizarse entre el 10 y el 15 de febrero– y pedir “confianza” en su mandato a los uniformados.

La alocución, transmitida en cadena nacional de radio y televisión, contó de nuevo con una manifestación de lealtad absoluta del ministro de Defensa, Vladimir Padrino López, quien aseguró: “Estamos dispuestos a morir para defender esa Constitución, ese pueblo, esas instituciones y a usted como magistrado supremo, presidente de Venezuela que el pueblo lo puso allí”.

El desafío de la ‘revolución bolivariana’ trascendió los cuarteles y también llamó a la calle el 23 de enero, fecha para la cual la Asamblea Nacional convocó a los venezolanos opositores a protestar contra el régimen.

Esta vez, el presidente de la Constituyente, Diosdado Cabello, llamó a las filas del chavismo a hacer lo propio, pero en defensa del gobierno de Maduro. Destacó que en este momento, “la derecha”, como otras veces, no tiene capacidad real de movilización y tampoco de asumir un gobierno de transición. “Nicolás, no se va ya, es el presidente desde el 2019 hasta el 2025, se acaba de juramentar”, dijo.

(Maduro) Usurpa una banda que no lo hace presidente, usurpa símbolos, pero no lo hacen mandatario porque no tiene respaldo internacional, no tiene respaldo del pueblo de 
Venezuela
FACEBOOK
TWITTER
Por su parte, Maduro ironizó el martes en la noche que la oposición tiene un “presidente de la república de Wikipedia”, en relación con los cambios en esa web que identifican a Guaidó como jefe de Estado. “Pretende asaltar el poder político y convertirse en presidente de la república de Wikipedia, de la república tuitera”, dijo el gobernante socialista, con semblante serio, sin mencionar directamente a Guaidó.

EE. UU. respalda intentos de Juan Guaidó
El vice de EE. UU., Mike Pence, habló este martes por teléfono con el presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó, para elogiar su “valiente liderazgo” tras ser detenido durante unos minutos por agentes de inteligencia del gobierno de Nicolás Maduro. Pence expresó el “firme apoyo” a la Asamblea Nacional, de mayoría opositora, a la que consideró el “único cuerpo democrático legítimo” en Venezuela, y prometió a Guaidó “el apoyo continuo” de Washington “hasta que se restablezca la democracia” en ese país, según una declaración emitida por la Casa Blanca.








CRÉDITOS PARA: www.eltiempo.com


Para negocios y publicidad "haceraps3@gmail.com"

No hay comentarios

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Con la tecnología de Blogger.